Recomendación para la desinfección de los materiales sanitarios

La limpieza, desinfección y esterilización de todo el material sanitario, tanto aparatos como instrumental o superficies de trabajo, son procesos que deben realizarse con esmero y de manera frecuente. Por ello, en LD Facility hemos creado una guía de desinfección en la que encontrarás todos los 5 pasos y material desinfectante necesario para mantener tu lugar de trabajo limpio y reducir así la posibilidad de transmisión de enfermedades e infecciones.

También te puede interesar:¿Cuales son las funciones de un gerente de un centro sanitario?

Los protocolos de limpieza de los hospitales y otros centros de atención médica son de los más estrictos. Después de haber experimentado la pandemia de Coronavirus los centros están obligados a implementar nuevas medidas para evitar el contagio.

Hay que tomar en cuenta que no todos los implementos usados por los médicos pueden ser descartados. Sin embargo, el Covid-19 puede mantenerse vivió en las superficies de plásticos y metales por, al menos, 3 días. Eso es muy desafortunado, porque esos materiales son ampliamente usados en el rubro hospitalario.

En este contexto, es más importante que nunca contar con un servicio de limpieza sanitario que opere de forma optima ante ese tipo de situaciones

TIPOS DE DESINFECCIONES SANITARIAS

Cuando llevamos a cabo la desinfección de nuestro lugar y material de trabajo, lo que buscamos es destruir la mayor cantidad de microorganismos patógenos que puedan estar presentes. La desinfección es efectiva y destruye bacterias vegetativas y gérmenes como los hongos y virus, pero no es capaz de acabar con todas las endosporas bacterianas.

Existen 3 niveles de desinfección que podemos realizar:

  1. Desinfección de bajo nivel en la que se emplea un procedimiento químico para inactivar todas las formas de bacterias vegetativas pero sin asegurar la destrucción de esporas bacterianas.
  2. Desinfección de nivel medio: consigue inactivar todas las formas vegetativas, el Mycobacterium tuberculosis y la mayoría de los virus y hongos, aspecto que la desinfección de bajo nivel no permite. Sin embargo, tampoco asegura la destrucción de esporas bacterianas.
  3. Desinfección de alto nivel: este tipo de desinfección sí consigue la reducción o destrucción de todos los microorganismos vegetativos, microbacterias, virus no lipídicos y lipídicos, esporas micóticas y algunas esporas bacterianas. Con este nivel de desinfección conseguiremos alcanzar el nivel apropiado para que el uso del material instrumental sea seguro en cada paciente.

En todos los hospitales, clínicas y demás centro de atención medica se usan los llamados “herramientas no críticas”. Este tipo de implementos comprenden a los estetoscopios, tensiómetros médicos, termómetro, etc.

Todo el material sanitario que sea usado en un paciente debe ser sometido a una limpieza antes de volver a usarlo. Además, también se debe proceder con una buena limpieza y esterilización luego de cada procedimiento.

Por otro lado, también existen los elementos que se usan ara el tratamiento de enfermos más graves. En este caso, es común que se necesiten limpiar ramas de laringoscopios. Ese tipo de implementos deben ser esterilizados con calor o al menos ser sometidos a una desinfección profunda.

La limpieza de material sanitario como los equipos de respiración asistencia mecánica deben realizada con los productos típicamente usados. Se puede empelar amonio cuaternario de quinta generación para repasar sus superficies exteriores. Las superficies de contacto deben ser limpiadas con paño húmedo por al menos un minuto.

El material sanitario desechable debe ser colocado en un recipiente que se mantenga cubierto. Es necesario rotular adecuadamente este tipo de desperdicios. El objetivo es evitar que se abran las bolsas o recipientes innecesariamente. De esta manera, se puede proceder de forma optimo con su traslado y desecho sin necesidad de exponerse al virus.

NORMAS GENERALES PARA UNA CORRECTA DESINFECCIÓN

Las normas para hacer una correcta desinfección están vinculadas con el correcto uso de los químicos que se utilizan en este proceso.

  • Este tipo de productos se deben diluir siempre en agua fría, a no ser que el fabricante especifique lo contrario.
  • Debemos respetar las concentraciones y tiempos de inmersión.
  • Nunca debemos mezclar varios desinfectantes.
  • Es importante vigilar las caducidades de los productos.
  • Los recipientes que usaremos para durante el procedimiento deben estar limpios y desinfectados.
  • Los desinfectantes deben ser manipulados en lugares ventilados y no se pueden exponer a temperaturas extremas.
  • Conviene utilizar frascos oscuros y rotulados.

¿Qué productos de limpieza usar  en ambientes hospitalarios?

  • Hay que asegurarse que los detergentes y desinfectantes tengan acción viricida certificada por las autoridades competentes.
  • Hipoclorito de sodio con una concentración de 500 a 1000 partes por millón (ppm).
  • Alcoholes clorados en concentraciones de entre 62 a 70%.
  • Compuestos fenólicos
  • Compuestos de amonio cuaternario.
  • Peróxido de hidrogeno con 0,5% de concentración.
  • Monopersulfato de potasio

Todas las personas que se ocupen de la limpieza de material sanitario deben contar con equipos de protección personal indicados para estas tareas.

Solicita más información sobre nuestros servicios